07 marzo 2021
  2 . 054 . 114 lectores
El Consejo de la Juventud reclama un plan de empleo juvenil integral en Extremadura

7Días entrevista a Olga Tostado, Presidenta del Consejo de la Juventud de Extremadura.

 

¿Cuáles son las funciones del consejo de la juventud?

El Consejo de la Juventud de Extremadura tiene la misión de hacer efectivo el artículo 48 de la Constitución Española: “los poderes públicos promoverán las condiciones para la participación libre y eficaz de la juventud en el desarrollo político, social, económico y cultural”.

Tenemos el objetivo de posibilitar la participación juvenil extremeña de manera conjunta, de forma que las diferentes asociaciones juveniles y secciones juveniles de organizaciones más grandes (partidos políticos, sindicatos o asociaciones de ocio y tiempo libre, educativo y sectorial estatales) encuentren en el CJEx un espacio en el que reivindicar sus intereses y sus necesidades conjuntamente con otras personas jóvenes.

El CJEx trabaja por consenso y jóvenes con diferentes ideologías, opciones políticas, intereses, niveles educativos y situaciones laborales, se unen para elaborar demandas que luego llevamos a quienes nos representan y nos gobiernan. La Comisión Ejecutiva actual está formada por 9 personas de entidades juveniles diferentes (católicas, feministas, de partidos políticos distintos, rurales, de ocio y de tiempo libre).

Nos encargamos de hacer incidencia política, de promover la investigación en juventud, de generar campañas de sensibilización, de llevar a cabo formaciones sobre temáticas que son de interés para las personas jóvenes extremeñas y de coordinar grupos de trabajo de temáticas diversas, como son el feminismo, la juventud rural, la educación formal, la cultura, el ámbito de socioeconomía, la incidencia política, la discapacidad, la investigación y la salud. En estos grupos personas jóvenes extremeñas asociadas y no asociadas comparten ideas y crean proyectos y acciones conjuntas).

Temas que más preocupan o están trabajando desde el consejo de la juventud

Dada la situación tan delicada y grave en la que nos encontramos, estamos preocupadas, sobre todo, por la situación de crisis sanitaria en la que estamos inmersas/os. En este sentido, también estamos preocupadas por los estigmas injustos que se están creando sobre las personas jóvenes, pues se está construyendo un discurso muy peligroso enfocado en culpar a la juventud de los contagios, que está basado en falsos estigmas. Sabemos que la mayor parte de las personas jóvenes hemos estado comprometidas con la sociedad desde el comienzo de la pandemia, bien desde el ámbito profesional (chicos y chicas médicas, enfermeras, auxiliares de enfermería, etc.), bien desde el ámbito personal (tareas de voluntariado dirigidas a cuidar a nuestros mayores y a personas dependientes), o bien desde las asociaciones juveniles (que han estado buscando siempre la forma de prestar ayuda o de llevar a cabo acciones educativas y de apoyo a niñas, niños, adolescentes y jóvenes).

Sin embargo, ya desde antes de la crisis del COVID19, pero también como consecuencia de la misma, nos preocupa enormemente (1) la precariedad laboral de la mayor parte de la juventud extremeña (tenemos una de las tasas de desempleo juvenil más alta del país, que se ha visto acentuada con la pandemia); (2) la pobreza juvenil (más de la mitad de las personas jóvenes en Extremadura es pobre: el 44% de la población joven que trabaja en Extremadura lo sigue siendo, lo que quiere decir que trabajar no va a significar que dejemos de estar emprobrecidas); (3) la falta de posibilidades de emanciparnos (solo 1 de cada 4 jóvenes podemos irnos a vivir fuera del hogar familiar, lo que se traduce en imposibilidad de generar expectativas vitales en el medio plazo); (4) la salud mental de la juventud, que ya era crítica antes del comienzo de la pandemia, pero que ha empeorado con su llegada (hemos sido el colectivo más castigado en este sentido, de tal forma que los jóvenes de entre 18 y 24 años son el grupo de edad que presenta más síntomas relacionados con ansiedad -34.6%- y depresión -42.9%-, según un estudio de la Universidad Complutense de Madrid); y (5) la falta de políticas de juventud dirigidas a mejorar nuestra situación y a permitir que las personas jóvenes extremeñas que queramos quedarnos en nuestra región podamos vivir aquí.

¿Les inquieta la sangría que están sufriendo los jóvenes abandonando su comunidad?

Sí, de hecho en unos días presentaremos los datos referidos a la emancipación y la situación laboral de la población joven extremeña durante la pandemia, que son extraídos por el Observatorio de Emancipación del Consejo de la Juventud de España y que van a ser los más alarmantes y preocupantes de todos, repitiendo en el ranking de las tasas de desempleo juvenil más altas del país. Hemos sido el colectivo peor parado a nivel laboral de la crisis económica a raíz del COVID19 (en julio de 2020, 3 de cada 4 jóvenes extremeños no tenían empleo) y las expectativas no son mucho mejores. De no elaborarse un plan de empleo juvenil integral que contemple la diversidad de niveles educativos y de otras situaciones (es decir, que busque la forma de generar empleo en las zonas rurales evitando el despoblamiento o de permitir que las empresas extremeñas contraten a jóvenes que puedan teletrabajar desde sus municipios, permitiendo así la vida en los pueblos), Extremadura va a perder a cerca de la mitad de la juventud extremeña por la falta de empleo.

Nos duele enormemente ver cómo cada día salen de Extremadura jóvenes con formación en busca de un futuro, porque nuestra región no les deja trabajar y, por consiguiente, no les permite quedarse a vivir y a proyectar una vida aquí. Todos tenemos conocidos que se han tenido que marchar, profesionales de diferentes ámbitos (de la enfermería, de la educación, ingenieros, arquitectos,etc.). Es decir, Extremadura nos ha formado, sabemos que queremos vivir aquí para contribuir a nuestra tierra y para poder estar cerca de nuestras amistades y de nuestros seres queridos, pero nos obligan a asumir que no vamos a poder quedarnos.

El convenio que se acaba de firmar con la UEx, ¿en qué consiste?, ¿En que revierte en los jóvenes?

Una de las principales líneas de actuación del Consejo de la Juventud de Extremadura es la de la investigación en juventud.

Tenemos la convicción de que las políticas de juventud o que afectan a la juventud no pueden elaborarse a partir de ocurrencias o de sensaciones, sino que tienen que estar basadas en análisis, estudios e investigaciones de rigurosidad y base científica y académica que permitan conocer cuál es la realidad de las personas jóvenes, cuáles son sus necesidades y cómo son sus modos de vida.

Y este convenio con la UEx persigue esto: dar importancia al rigor científico cuando se estudia a las personas jóvenes y a las investigaciones sobre juventud, tendiendo puentes de colaboración con la institución universitaria de nuestra Comunidad Autónoma.

Si el CJEx encarga investigaciones generales y específicas sobre la realidad de la juventud, nuestra situación se irá conociendo y con los datos y la información ofrecidos por las investigaciones, podremos elaborar documentos de demandas y de incidencia política que luego iremos a presentar a la Asamblea de Extremadura y al Ejecutivo Regional con una serie de reivindicaciones concretas.

Partimos de la idea de que nuestras reivindicaciones deben de ser sólidas y de estar basadas en información verídica, y para eso es necesario la investigación.

Además, el convenio con la UEx también abarca acciones de participación e implicación del CJEx en sus actividades de extensión universitaria, como los Cursos de Verano. En este sentido tenemos una propuesta de un curso que va a estar centrado en la importancia de la educación no formal y la participación estudiantil y asociativa y en desarrollar la necesidad de que el sistema educativo formal y las leyes educativas contemplen las competencias que se adquieren con la participación juvenil.

¿Es la primera vez que se realiza este convenio o hay otro anterior?

Aunque la UEx ya venía colaborando de lleno en nuestro Seminario Internacional de Investigación en Juventud, que se desarrolla cada año con ponentes nacionales e internacionales de gran prestigio y que en diciembre de 2020 celebró su 4ª edición, lo cierto es que es el primer convenio que se firma entre Consejo de la Juventud de Extremadura y Universidad de Extremadura.

¿Tenéis convenio con otras instituciones?

Sí, el Consejo de la Juventud de Extremadura tiene convenio con entidades del tercer sector y con la Coordinadora de ONGDs de Extremadura (CONGDEx) de entre otras instituciones. Además, en breve firmaremos convenio con el Órganu de Siguimientu i Cordinación del Estremeñu i la su Coltura (OSCEC Extremaúra).

Las políticas en materia de juventud, ¿crees que ocupan el lugar que les corresponde, o sigue siendo un tema menor para los políticos?

La juventud no es un colectivo prioritario para las políticas que se elaboran, independientemente del partido político que gobierne. Es cierto que las políticas elaboradas desde los diferentes ámbitos nos afectan, pero, dadas las características de la situación de la juventud, que se prolongan en el tiempo, sabemos que para salir del estancamiento continuo en el que estamos es necesario que se legisle de forma específica para la juventud. Y digo esto porque el hecho de que una persona joven pueda tener unas condiciones de vida digna no depende solo de tener más o menos grados universitarios o másteres, de vivir en el entorno rural o urbano o de tener más o menos capacidad de emprendimiento (que por supuesto hay variables que influyen), sino que el problema de la precariedad nos acompaña siempre y a la gran mayoría de la juventud.

El problema viene desde la base, puesto que tampoco hay representatividad suficiente de las personas jóvenes en política (hay muy pocos políticos jóvenes sentados en los parlamentos). El problema viene de no considerar a las personas jóvenes como ciudadanía que debe de gozar de sus derechos en el presente y en el momento actual.

Y aquí hay algo que señalar: en Extremadura tenemos un Consejo de la Juventud estable y con presupuestos que nos permiten funcionar, lo que quiere decir que la administración pública permite y cree en la participación juvenil. En otras CCAA los Consejos de Juventud han sido eliminados porque les han dejado con presupuesto 0 o porque directamente sus gobiernos autonómicos les han obligado a cerrar.

Es decir, que el problema es estructural y global. Mientras que la sociedad en su conjunto siga hablando de la juventud como “el futuro” y no como el presente, que es lo que somos, creemos que no va a haber un cambio de enfoque. Y es que se nos quita el derecho a vivir como ciudadanía real y de primera durante toda nuestra juventud, de manera que se nos impide tener expectativas de vida en el corto y, por consiguiente, también en el medio y largo plazo.

Objetivos del 2021

Con este panorama, nuestros objetivos son muy modestos: el primero es mejorar las tasas de empleo juvenil y conseguir que más personas jóvenes puedan quedarse a vivir en Extremadura porque han encontrado un trabajo digno. El segundo es tener una imagen real de la situación de la juventud (para ello hemos encargado a un Grupo de Investigación de la UEx, liderado por Teresa Alzás, Socióloga, una investigación dirigida a conocer desde los diferentes ámbitos la realidad de las personas jóvenes en Extremadura, contemplando la gran diversidad de situaciones). Y el tercero es poder hacer efectiva la participación juvenil de cada vez más personas jóvenes de Extremadura. Respecto a esto, uno de nuestros proyectos está encaminado a fomentar la participación estudiantil en la secundaria y en la etapa de universidad, que actualmente es escasa (en la escuela no nos enseñan ni a participar ni a creer en la participación estudiantil).



Aviso: Los comentarios ofensivos o que no se ajusten al contenido de la información podrán ser eliminados.

Comenta esta noticia


4  comentarios

  1. Diego Nick
    19/01/2021 14:56 h.
    Sin duda un grupo de jóvenes que juegan a ser políticos, pero no lo son.

    En sus pocos años de experiencia han jugado muy sucio contra antiguos compañeros para quedarse en ese ese puesto

    En chufes, malversaciones.. en definitiva mucho gasto inútil de dinero público.
  2. Trabajador Extremeño
    18/01/2021 09:04 h.
    Pero este organismo sirve para algo? Me pueden decir alguna acción que haya ayudado a alguien? O solo quieren llevarse subvenciones para dos o tres?

    Otro cortijo más del PP-PSOE
  3. Felipe Gómez Pérez
    17/01/2021 18:36 h.
    Este organismo ha hecho mucho por evitar el paro juvenil, lo malo que únicamente su paro. Solo están aquí para buscarse un puesto en algún partido, la universidad o la administración.

    Da mucha pena, que tanto dinero público se quede en manos de tan pocos y con tan mal uso.
  4. Elena
    17/01/2021 13:12 h.
    No creo que el Consejo de la Juventud pueda dar lecciones de nada.

    Organizan fiestas en plena pandemia.

    organizan confabulaciones para quitar a la presidenta de su puesto y ponerse la ejecutiva nueva.

    No devuelven dinero a la Junta para luchar contra el covid y se lo gastan en eventos.

AQUALIA
Número de Marca Comercial: 3.038.166 Inscrita en la Oficina Española de Patentes y Marcas.
Domicilio social: Avenida Juan Carlos I, portal 8, nº 4 CP: 06001 Badajoz
Correo info@extremadura7dias.com
Director: Alejandro Sordo de las Heras
GRUPO VAUBÁN

Hecho con bPanel